Aerolíneas y el dumping de LAN

Suele sostenerse que el peronismo tiene una formidable capacidad para resignificar la realidad argentina.  Posiblemente sea cierto, pero la imaginación con que el kirchnerismo abusa de esa facultad no reconoce límites.  Así las derrotas electorales son leídas como victorias, el mercado es descripto como monopolio, la inflación minimizada y concebida como genuina puja redistributiva y la adecuación de los mínimos de ganancias, un favor que el Estado le hace a la clase media.  Por citar sólo algunos entre muchos otros equívocos.

La última maravilla de la interpretación es la acusación del CEO de Aerolíneas Argentinas, Mariano Recalde, de que LAN “hace dumping en todos los países”.  El implícito estaría el supuesto de que LAN tendría costos tan bajos o espaldas financieras tan anchas, que podría (según Recalde), vender en todos lados (al mismo tiempo) por debajo del costo.  Una ridiculez por la que a un estudiante de primer año de economía se lo bocharía sin más.

Justamente podría ser al revés.  La empresa que ha demostrado ser un barril sin fondo para los aportes de capital externos y que, sin embargo, no funciona, es Aerolíneas.  La empresa estatal parece tener al Estado argentino a su disposición para financiarse más allá del límite de lo razonable, pero ni aún con esos aportes extraordinarios puede competir en pie de igualdad con una empresa extranjera bien gestionada.

A tal punto es así, que luego de haber proferido la bravuconada de exigir la apertura de los mercados aerocomerciales de cabotaje chileno y brasileño, Recalde terminó reconociendo que Aeorlíneas no podría operar en esos mercados.  Menuda confesión.  En realidad sí podría, pero le costaría al Estado argentino otros tantos miles de millones de dólares al año, precisamente la ayuda que LAN no tiene … y sin embargo, vuela.

One Comment

  1. Absolutamente de acuerdo. Como siempre Màximo le encuentra la vueltita de cuerda que parece sencilla y sin embargo ninguna exterioriza.

Have your say